Suscribirse
¿Necesitas ayuda? 910 284 709

Cuánto me cuesta un TPV Virtual

Si tienes una tienda online, ya debes saber lo que es un TPV virtual. Se trata de un Terminal de Punto de Venta que permite el pago online en ecommerce, a través del uso de tarjetas de crédito o débito. Hace unos años esto sonaba casi a una marcianada, pero la realidad ha hecho que los negocios online proliferen y que este servicio sea, hoy en día, uno de los más demandados.

Cuánto me cuesta un TPV Virtual Cuánto me cuesta un TPV Virtual

Cuánto me cuesta un TPV Virtual

Cualquier negocio en internet necesita un TPV virtual para que sus clientes puedan comprar sus productos o contratar sus servicios pagando con su tarjeta. Hay otras opciones, como pagar a través de PayPal, pero cualquier tienda online que se precie debe poner varias formas de pago a disposición de sus clientes para que ellos elijan la que más les gusta o les conviene.

Artículos relacionados con los TPV Virtuales

 

¿Por qué instalar un TPV virtual en mi ecommerce?

Auditoría GRATIS de tu Tienda Virtual

Porque tiene muchas ventajas respecto a otros sistemas de pago online y porque tus clientes te lo van a exigir. El motivo es que estos terminales aceptan gran cantidad de tipos de tarjetas, por lo que podrás dar servicio a toda tu clientela: desde Visa hasta Mastercard, pasando por todas las demás.

Por otro lado, el método de pago con TPV virtual  es mucho más seguro, ya que los datos bancarios de los clientes no pueden ser detectados ni leídos por otros porque los controla directamente el banco. El cargo se recibe en tiempo real, por lo que si el cliente tiene problemas de solvencia el banco no autorizará la operación.

Además, todo el proceso de pago se realiza online y no exige la instalación de un software específico. Para configurarlo debes entrar en el panel de administración de tu tienda, introducir los datos que te dé el banco y realizar algunas pruebas de su funcionamiento.

¿Cuánto me cuesta un TPV virtual?

Como contrapartida a todas estas ventajas que acabamos de enumerar, tendremos que pagar una comisión a la entidad bancaria a la que contratamos el TPV virtual: normalmente se trata de un porcentaje del total de cada compra a lo que hay que sumar un coste por mantenimiento.

Es difícil dar una cifra exacta porque varía en función de cada entidad, de la capacidad negociadora del gestor del negocio online e, incluso, de la persona que te atienda a la hora de hacer la gestión.

Para solicitar un TPV virtual, necesitas una cuenta bancaria donde se ingresará el dinero de tus ventas. Será esta misma entidad la que deberá facilitarte el TPV. En algunos casos, las entidades exigen que el solicitante del terminal sea cliente con una determinada antigüedad en la entidad, pero los casos varían.

Las condiciones en cada caso son diferentes. Algunos bancos también cobran tarifas de alta y mantenimiento mensual del servicio. Nuestro consejo es que acudas a varias entidades bancarias diferentes y estudies sus ofertas antes de decidirte por una.

Las entidades suelen ofrecer el servicio de TPV virtual son La Caixa, Sabadell-Cam, Bankia e ING, aunque estamos seguros de que hay muchas más. Las comisiones sobre la compra suelen variar. Algunas exigen el pago de una tasa de alta del servicio y la cuota de mantenimiento mensual puede variar en función de los tramos de facturación.

Hay otras entidades que dan un margen de 6 meses sin cobrar comisión, para ayudar a los negocios a realizar un rodaje. En algunos casos, los bancos cobran una cantidad fija por cada pago con tarjeta de débito y un porcentaje de la compra si se usa una de crédito.

Podemos ayudarte a instalar un TPV virtual en ecommerce.

Sabemos, por experiencia, que diseñar, programar, crear y poner en marcha un negocio en internet no es tarea fácil. Por eso, desde Camaltec Ibérica estamos aquí para ayudarte y darte todo el soporte técnico que necesites.

Somos especialistas en la creación de ecommerce y todo lo que un negocio online necesita para ponerse a funcionar de la mejor manera posible: también un TPV virtual. Si es tu caso, consúltanos sin compromiso.

Cuéntanos lo que te hace falta y te ayudaremos a conseguirlo.