Suscribirse
¿Necesitas ayuda? 910 284 709

Ciberataques que amenazan al 2017

Los ciberataques  están a la orden del día. Cada cierto tiempo nos desayunamos con los periódicos e informativos llenos de titulares sobre el hackeo de las cuentas de correo electrónico de los usuarios de tal compañía, la destrucción o robo de datos de otra o , incluso, ciberataques que afectan al gobierno de Estados Unidos… ahí queda eso.

Todo esto nos demuestra que los ciberataques existen, son una realidad y es muy difícil abstraerse de ellos. Parece ser que, no hay información segura en internet y que lo único que los sistemas de seguridad para protección de redes lo único que pueden hacer es ponérselo un poco más difícil a los autores de estos delitos. Pero, poco más según lo que vamos comprobando a cada paso.

Por este motivo, es aconsejable revisar cómo está actualmente la seguridad en la red y escuchar a los expertos para intuir por dónde irán los tiros los próximos meses.

¿Qué ciberataques sufriremos este año?

Pues, por ejemplo desde Sophos, líder en seguridad para protección de redes y endpoints, nos ayuda a repasar algunos aspectos importantes sobre las tendencias en ciberataques para 2017.

Según estos expertos,  proliferarán los ataques DDos, es decir, asaltos masivos a servidores para que dejen de funcionar. Estos es posible, por ejemplo, gracias a la vulnerabilidad que presenta los dispositivos IoT, el llamado Internet de las Cosas.

Esto es posible porque se usan técnicas de predicción de contraseñas que son capaces de tirar por tierra las pequeñas barreras de seguridad de estos dispositivos. Unos dispositivos que van a ir en aumento, porque nos encanta tener nuestra vida cotidiana interconectada, así que éste será uno de nuestros puntos débiles en seguridad este año 2017.

Pero las máquinas no son las principales vías de entrada de los hackers a nuestros sistemas y nuestros datos. De hecho, los usuarios somos el acceso más vulnerable porque consiguen engañarnos, una y otra vez. Por más consejos y recomendaciones que nos dan las autoridades y los expertos, seguimos cayendo en la trampa y comprometiendo nuestra seguridad. Nos confunden con correos que van dirigidos a nosotros personalmente y con asuntos como deudas, comunicaciones del bando o, incluso, falsos requerimientos gubernamentales. Y… caemos de nuevo. Normalmente, estos correos llevan un enlace malicioso que nos expone al cibertaque. Desgraciadamente, esto, según los expertos, continuará siendo tendencia en 2017.

Te puede interesar nuestro Blog sobre administración de servidores dedicados, o la sección de nuestra web relacionado con el servicio de servidores y la administración.

 

Por otro lado, la amenaza del phising no será sólo una cuestión de personas confiadas. También seguirá afectando a entidades financieras y a grandes empresas, ya sea a través de sus directivos o de sus empleados.

¿Por qué pueden seguir los ciberataques?

Pues, básicamente porque internet es una infraestructura insegura de naturaleza. Sigue protocolos anticuados y la seguridad muchas veces presenta grandes fallos o pequeñas lagunas que se convierten en grandes puertas de entrada para los ciberdelincuentes. Los expertos aseguran que es una cuestión de estados, no de empresas…

Por otro lado, cada vez los ataques son más complejos y especializados. La tecnología avanza para todos y también lo hace en beneficio de los hackers. Son auténticos estrategas y planifican con tiempo sus actuaciones, el diseño de sus métodos y las consecuencias. Por otro lado, sus cibertaques a veces se detectan cuando hace ya meses que se produjeron. En este caso, los malos llevan ventaja: van muy por delante de los buenos.

Además, los avances tecnológicos y la conectividad nos hace mucho más vulnerables. Los dispositivos electrónicas que usamos en casa, gracias al Internet de las cosas, son una gran puerta de entrada a los ciberataques. A veces, los usuarios ni siquiera lo advertimos pero pueden acceder a cualquiera de nuestros aparatos electrónicos conectados al wifi y, desde allí, acceder a todo los demás: a lo nuestro y a lo de las personas conectadas con lo nosotros. Lo más inquietante de todo es que, incluso, pueden usar cámaras y micrófonos para espiarnos dentro de nuestro espacio más íntimo: el hogar.

También acceden a nuestros dispositivos desde malware instalado en la publicidad online. Y, el cifrado es una barrera de protección pero también dificulta el seguimiento de los ciberdelincuentes. Por último, destacar que los ataques cibernéticos hacia estados y sociedades estarán a la orden de día en 2017, pues ha entrado de lleno en la faceta política: desde acceso a información protegida hasta distorsiones en los sistemas telemáticos de voto en unas elecciones.